¿Conoces nuestra red de blogs?: Historia Clásica + Biblioteca clásica + Historia de la Humanidad

10.1.07

Julio César

César nació en Roma en el seno de una antigua familia de patricios, llamada Julia. Su ascendencia, de acuerdo con la leyenda, llegaba a Iulo, hijo del príncipe troyano Eneas y nieto de la diosa Venus. En el apogeo de su poder, César inició en Roma la construcción de un templo a Venus Genetrix, en reconocimiento a su supuesta antepasada. César creció en el Subura, un barrio de clase baja de Roma.

Su padre, cuyo nombre era también Cayo Julio César, alcanzó el rango de pretor (ver cursus honorum). Su madre era una Aurelia de la rama de los Cotta, una familia plebeya rica e influyente. El crecer entre los ciudadanos de clase baja aparentemente le enseñó a hablar varios idiomas, incluyendo hebreo y algunos dialectos galos. Vivir en ese lugar, para una familia patricia con limitaciones económicas, era definitivamente una desventaja para su futuro político. Sin embargo, el joven César aprendió mucho de sus experiencias de la niñez, apreciando el poder de ser un líder para el hombre común. Además, él tenía la ventaja de su herencia patricia y de un genio político que lo propulsaría a la cúspide del poder romano.

Los Julios Césares, aunque patricios, no eran ricos para los patrones de la aristocracia romana de la época y por ese motivo, ni su padre ni su abuelo obtuvieron cargos prominentes en la República. Su tía paterna Julia se casó con el talentoso general y reformador Cayo Mario, líder de la facción progresista del Senado, los Populares, frecuentemente enfrentados a los Optimates (conservadores).

>> Leer texto completo en la wikipedia.org

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada